Las películas basadas en videojuegos es algo que personalmente nunca me suelen dar muy buenas impresiones, pero curiosamente la de BioShock es una de las que más ganas tengo de ver hecha realidad, aunque después de lo sucedido hoy parece ser que ese momento tardará en llegar mucho más de lo previsto.

El motivo se debe a que el actual director de la película de BioShock, Juan Carlos Fresnadillo, ha comunicado que ya no se encargará de la dirección del largometraje basado en esta saga de videojuegos. Así ha expresado los motivos:

Para ser honesto, actualmente no estoy trabajando en la película de BioShock y me estoy dedicando a otras cosas. Ahora mismo se encuentra paralizada. El estudio de cine y la compañía de videojuegos tienen que llegar a algún tipo de acuerdo sobre el presupuesto y la clasificación.

Juan Carlos Fresnadillo no es el primer director que abandona el barco en la película de BioShock, ya que anteriormente Gore Vervinski también decidió que no quería seguir participando. Además, Ken Levine tampoco se ha mostrado nunca demasiado entusiasmado en el proyecto de la película a no ser que contase una historia realmente digna para llevarla a cabo. Seguiremos esperando a ver como acaba todo esto.